Escenas de matrimonio

La temporada veraniega nos ha traído la que quizás es una de las serie sorpresa. Cuando Telecinco programó Escenas de Matrimonio para sustituir a Camera Café durante el verano seguro que no se imaginaba que iban a cosechar esos increíbles datos de audiencia que consiguen día tras día, llegando casi al 30% de share en algunas ocasiones.

¿Qué tiene Escenas de Matrimonio para conseguir ese share? Pues para un servidor, nada. Es la serie, mini-serie o programa de sketchs (como lo queráis llamar) más aburrido y sin sentido que he visto en el mundo, y es por esto que no entiendo por qué está consiguiendo esos datos. Podría decir que el target al que va dirigido este tipo de series está en casa en verano, y que el que veía Camera Café no lo está tanto, también se podría pensar que se ha arrastrado mucha audiencia de la que veía Noche de Fiesta solo por estos sketch, pero aún así es bastante complicado explicar por qué consigue esos datos de audiencia.

¿Es que es acaso este tipo de contenidos los que gustan a los telespectadores españoles? Humor fácil, zafio y repetitivo lleno de estereotipos irreales que intenta reirse de una realidad que hace tiempo que desapareció. Porque, no nos engañemos, Escenas de Matrimonio es lo más parecido a las películas españoles de la época del destape de lo que creemos, esas películas de las que muchos renegaron pero seguro que ahora están delante del televisor riéndose de la parejita de turno. Si la ficción nacional de ahora es volver a los métodos del pasado, apaga y vámonos.

¡Vótalo!

Editores 2

Comunidad 1,5

Actividad de la comunidad