Sigue a Vayatele

Mejor actor y actriz secundarios en drama

La fiebre ‘Downton Abbey’ ha irrumpido también aquí, en la categoría de secundarios en drama, demostrando que si la serie no triunfa en la gala del domingo no será por falta de aprecio por parte de la Academia. Las categorías de secundarios en drama, tanto la parte masculina como la femenina, son probablemente las dos más abiertas, en las que es más difícil apostar por un sólo candidato; y en ambas existen aspirantes que ya han sido premiados con la estatuílla, lo cual abre aún más las posibilidades.

Cinco dramas se reparten las doce nominaciones en categorías interpretativas secundarias: cuatro para ‘Downton Abbey’ y tres para ‘Breaking Bad’, y probablemente en estas dos series se quedarán los dos Emmys. ‘Mad Men’ y ‘The Good Wife’ arrastran dos cada una, quedando Peter Dinklage como único representante de ‘Juego de Tronos’. ¿Repetirá estatuílla el gran Tyrion Lannister o cederá ante el “Yeah Bitch!” de Jesse Pinkman? ¿Caerá rendida la Academia al encanto de Maggie Smith? ¿Se harán valer las gafas de sol de Archie Panjabi o la risa de Christine Baranski?

Mejor actor secundario de drama

Giancarlo Esposito

Esta categoría tiene nombre propio este año: ‘Breaking Bad‘; ya sea en forma de Aaron Paul, repitiendo el galardón que consiguió hace un par de años, o en forma de Giancarlo Esposito como revelación de la serie al interpretar a su malo malísimo. La serie de AMC ha destacado en los Emmy, sobre todo, en categorías interpretativas, y no hay ningún motivo que impida que vuelva a arrasar de nuevo este año, junto a Bryan Cranston en categoría principal. ¿Mi apuesta personal? Sin duda, Giancarlo Esposito.

Downton Abbey‘ irrumpe con fuerza en esta categoría, aunque su papel aquí es más de pandereta. Jim Carter obtiene una nominación por su interpretación del mayordomo Mr. Carson, probablemente uno de los personajes menos interesantes de la serie, pero que ha llegado hasta aquí por arrastre; muy raro sería verle subir al escenario el próximo domingo. Algo más de chicha tiene John Bates, el personaje interpretado por Brendan Coyle, pero no parece que tenga la fuerza suficiente para vencer a la todopoderosa ‘Breaking Bad’.

Como representante de ‘Mad Men‘ tenemos a Jared Harris, a quien no deberíamos descartar alegremente en su lucha por el Emmy. La evolución de Lane Pryce ha sido uno de los aspectos más aplaudidos en la quinta temporada de ‘Mad Men’; su personaje ha entrado en una espiral de mentiras y autodestrucción que llegó al máximo en su final de temporada. No obstante, si todo va como lo esperado, los académicos únicamente reservarán para ‘Mad Men’ el premio gordo, el de Mejor serie dramática, dejando libres el resto de huecos.

Sólo nos queda comentar las posibilidades de Peter Dinklage, vigente campeón en la categoría y firme defensor al título. Si Tyrion fue grande en la primera temporada de ‘Juego de Tronos‘, no lo fue menos en la segunda, pero con los pesos pesados que luchan aquí no parece que vaya a revalidar el Emmy. Eso sí, las posibilidades están más abiertas que en ninguna otra categoría.

Mejor actriz secundaria de drama

Maggie Smith

La de actrices secundarias en drama es también una categoría muy abierta, pero un nombre destaca por encima del resto: Maggie Smith. Todos sabemos lo importante que es tener un nombre curtido en la industria y, sobre todo, una cara reconocible y llena de arrugas; Maggie Smith lo tiene todo, y por supuesto que la Condesa Viuda de Grantham tiene todos los méritos necesarios y más para colgar el Emmy en su pequeño gran palacete. Muy mal se le tiene que dar para no ganar el próximo domingo.

¿Su principal rival? Anna Gunn. El espectacular cambio de Skyler White en ‘Breaking Bad’ nos ha regalado una interpretación soberbia de una mujer asqueada de la vida, aterrorizada por su marido y con más agallas de las que cualquiera de nosotros hubiera imaginado. El pleno en categorías interpretativas para su serie depende de ella, y no son pocas las papeletas que tiene.

En un tercer escalón quedan las dos actrices de ‘The Good Wife‘: Archie Panjabi y Christine Baranski. El personaje de Archie impactó a los académicos en su primera temporada, y por ello ganó el Emmy casi sin despeinarse, pero cedió el año pasado ante otro personaje y actriz que irrumpieron con fuerza: Mags Bennett y Margo Martindale. Es su tercera nominación consecutiva, pero probablemente volverá a ceder ante la competencia. Repite también una vez más Christine Baranski, la risa más reconocible de la televisión, pero a priori se coloca en los puestos de cola. Ahora bien, en este sentido podríamos tener sorpresa como compensación por ni siquiera haber nominado a ‘The Good Wife’ como Mejor serie dramática.

A la cola y sin opciones se coloca Joanne Froggatt. La doncella ha tenido su trama dramática y romántica con Bates, pero a todos nos ha sorprendido la nominación de la actriz. Salvo hecatombe mayúscula, podemos descartarla sin miramientos.

En ¡Vaya Tele! | Emmys 2012

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

11 comentarios