Sigue a Vayatele

nostalgiamedicodefamilia.jpg


Médico de familia supuso una revolución en la ficción nacional. No será la mejor serie de la historia, ni la mejor interpretada, pero supuso y antes y un después en lo que se refiere a las dramedias (series que combinan comedia y drama para toda la familia), además de tener el honor de convertir la publicidad por emplazamiento en algo visible para los espectadores gracias a aquellos famosos desayunos.

La creación de la serie está rodeada de una áspera polémica que ha alcanzado el nivel de leyenda urbana. Se dice que José Frade fue quien creó la serie y se la dio a leer a su amigo Emilio Aragón para que le diese su opinión pero Aragón hizo más que eso, se la llevó a Globemedia produciéndola desde allí para Telecinco, ganándose una demanda por plagio de Frade que intentó hacer su serie en Antena 3. La serie de Frade se llamó Tres hijos para mí solo, la protagonizó Enrique Simón y apenas duró tres capítulos en antena. La justicia nunca dio la razón a Frade.

El acierto de la serie residió en representar a todos los estratos sociales en sus personajes, muy arquetípicos, con unas subtramas que incidían en las inquietudes de los distintos tipos de target (clase media acomodada, trabajadores, adolescentes, niños y tercera edad), desarrollándose en el entorno doméstico, laboral, académico y de ocio. Vamos, que Médico de familia tenía de todo para todos. El personaje de ‘la Juani’ (Luisa Martín), se convirtió en un icono del que a la actriz le ha resultado muy difícil desprenderse. En 7 vidas Diana Freire (Anabel Alonso), interpretaba a un personaje claramente inspirado en ‘la Juani’. Y Médico de familia fue la primera serie que contó con un actor fijo de reparto con Síndrome de Down (Alberto Domínguez-Sol). Su formato se vendió a Italia, donde se emitió con éxito la versión italiana.

Durante sus ciento diecinueve episodios Médico de familia aglutinó una audiencia media de ocho millones de espectadores (empezó con siete millones y terminó con once), y lideró el prime time de los martes de forma incontestable. La serie se emitió entre septiembre de 1995 y diciembre de 1999 y consta de nueve temporadas. El capítulo más visto se emitió el 23 de diciembre de 1997, con una media de 10.833.000 espectadores y un share del 60 por ciento. El episodio se llamó ‘Blanca y radiante’ y, como podéis suponer, fue una de las bodas más vistas de la ficción nacional. En su última temporada lideró la audiencia de las ficciones con un share medio del 39’8%, seguida de Periodistas y de Compañeros. La siguiente gráfica marca las audiencias de ese año.

medicodefamiliaaudiencia2000.jpg

Entre 1995 y 1999 la serie acaparó premios de todas clases, desde premios estrictamente televisivos (TP, Zapping, Fotogramas de Plata, Geca…), hasta otros de carácter más social por la defensa que hacía de los valores tradicionales. La popularidad de la serie también puede medirse en los cameos. Además del nutrido grupo de profesionales españoles que visitaron a la familia Martín, hay que destacar que aparecieron Ricky Martin y Britney Spears. Dos capítulos de la serie se rodaron fuera de plató, uno en Port Aventura y otro en Nueva York.

Ve el video en el sitio original.

Médico de familia tuvo un crossover con Farmacia de guardia, cuando Nacho Martín fue a visitar a su tía Lourdes a la farmacia. Otros sitúan el origen de Vilches, de Hospital Central, en el personaje que interpretó en las últimas temporadas en Médico de familia. Y los guiños al Crónica, el periódico de Periodistas, fueron constantes y los personajes lo llevaban muchas veces doblado bajo el brazo. Clara Nadal (Belén Rueda) apareció en Periodistas mientras seguí emitiéndose Médico de familia y ‘el Poli’ (Antonio Molero), apareció en la redacción una vez terminada la serie coincidiendo allí con Isabel Aboy (que interpretaba a María Martín), e hicieron la broma de que no se conocían de nada.

medicodefamiliareparto.jpg
Una vez finalizada la serie, los actores principales aprovecharon el tirón para posicionar sus trayectorias. Obviamente, quienes más difícil lo tuvieron fueron los niños. A Emilio Aragón nunca le ha faltado el trabajo y a Lydia Bosch tampoco. El resto, un reparto tan amplio, ha tenido suerte desigual. Francis Lorenzo, el Julito de las primeras temporadas que desapareció sin dejar rastro, se convirtió en presentador estrella de Antena 3 y pudimos verle de gala en gala. Isabel Aboy, después de Periodistas, desarrolla su carrera en el teatro; a Pedro Peña pudimos verle en Un paso adelante interpretando al conserje; a Gemma Cuervo podemos verla ahora en La que se avecina; Lola Baldrich pasó a Compañeros, también en Globomedia; Antonio Molero sigue teniendo éxito y después de ‘el Poli’ interpretó a Fiti (Los Serrano), dos personajes con muchas cosas en común; José Ángel Egido (Borja), participa ahora en Guante Blanco (La 1), pero no ha dejado de hacer cine. El repaso sería interminable.

Os dejo con las dos cabeceras de la serie, la original y la que hicieron después de la boda de Nacho y Alicia. Creo que cualquiera, aunque no haya visto jamás la serie, sería capaz de identificar la sintonía, una de las clásicas en la ficción nacional. En YouTube tenéis otros momentos clave, como los accidentes de tráfico. La serie se emite ahora en FDF a las dos de la tarde todos los días, por si alguien tiene ganas de revivirla.

Ve el video en el sitio original.

Ve el video en el sitio original.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios