Sigue a

tremehbo


Entre la avalancha de renovaciones y cancelaciones que las networks estadounidenses hicieron públicas ayer, pocos días antes de que se celebren los upfronts, hubo una noticia que se quedó un poco oculta por todos esos anuncios; la renovación de ‘Treme‘ por una tercera temporada. HBO no ha esperado mucho para despejar el futuro de la serie creada por David Simon, que sigue a varios habitantes de Nueva Orleans en los meses que siguieron al paso del huracán Katrina. El domingo se emite el cuarto capítulo de la segunda entrega y, aunque sus audiencias se quedan lejos del millón de espectadores (lo que contrasta con los dos millones que ven su lead-in, ‘Juego de tronos‘), se han mantenido más o menos estables con respecto a la primera temporada, y ‘Treme’ tiene otras cualidades que hacen la cadena quiera seguir contando con ella.

La serie tiene buena prensa entre los críticos y debe ser un buen gancho para los suscriptores, que es lo que le interesa más a HBO. Genera conversación, aunque no sea masiva, y David Simon hace tiempo que se convirtió en un nombre a seguir para cierto tipo de público en el que el canal está muy interesado. Probablemente, no debe resultar demasiado cara de hacer y atrae prestigio, así que va aguantando caso del mismo modo que lo hizo ‘The Wire‘, que no empezó a generar ciertas expectativas a su alrededor casi hasta la cuarta temporada. HBO sabe que tiene una audiencia que la va a seguir fielmente, aunque no sea grande, así que ha debido llegar a la conclusión de que le interesa seguir contando con ella.

Y eso que ‘Treme’ no es una serie en la que resulte fácil entrar. No hay una trama claramente delimitada, los personajes casi nunca cruzan sus caminos y el ritmo es bastante lento. Algunas de sus historias pueden resultar bastante deprimentes porque, al fin y al cabo, estamos hablando de gente que intenta volver a ponerse en pie después de haberlo perdido todo, pero el sentimiento de comunidad está muy logrado y cualquier asunto que involucre a los músicos de la ciudad es interesante y, si Antoine Baptise anda implicado, hasta realmente divertido de ver. Una serie como ésta sólo podría estar en un canal de cable premium como HBO, y es de agradecer que ella mire otras cosas además de la audiencia (porque puede permitírselo) a la hora de decidir su futuro.

Vía | What’s Alan watching
En ¡Vaya Tele! | ‘Treme’ vuelve buscando el lado positivo

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios