Sigue a

Raising Hope

De entre las sensacionales comedias que pudimos ver la temporada pasada hubo una que para mí fue, sin duda, la comedia revelación de la temporada 2010/2011. Estoy hablando de ‘Raising Hope‘, comedia creada por Greg Garcia (‘Me llamo Earl’) y que FOX estrenó en esa noche de comedias que instauró la cadena para acompañar a ‘Glee‘ y que en esta segunda temporada tiene misión doble: confirmarse como una de las grandes comedias del momento y destacar con luz propia ahora que tiene a una de las comedias más potentes de la temporada, ‘New Girl‘, de lead-in (el año pasado se emitía entre ‘Glee’ y ‘Running Wilde‘).

Raising Hope‘ es la historia de Jimmy Chance (Lucas Neff), un joven de veintipocos años que tiene que criar a Hope (o Princesa Beyoncé Carlyle, nombre que le dio su ejecutada madre). Para ello le ayudarán los padres de Jimmy, Burt y Virginia, que junto a Maw Maw forman una familia de todo menos convencional que protagoniza una comedia gamberra a la par que tierna con las vicisitudes de criar a una criatura.

Lo que más me está preocupando de esta segunda temporada de ‘Raising Hope’ es que hayan prescindido, al menos de momento, de secundarios como los trabajadores del Supermercado, lo que ha obligado a la serie a tomar una nueva dinámica más centrada en la vida cotidiana (tanto dentro como fuera del hogar) de los Chance que de costumbre. Lo cual no es malo sino que resulta algo monótono, echándose de menos las dinámicas de Jimmy y Sabrina en el trabajo. Por cierto, que ya se va viendo de manera bastante obvia que terminarán la temporada juntos, o por lo menos habrá tentativas muy avanzadas.

Pero no hay mal que por bien no venga y es que esta “reducción”, por decirlo de alguna manera, ha provocado que Greg García y compañía indaguen todavía más en el surrealista pasado de los Chance. Como la vez que Jimmy cantaba como los ángeles o la vez que “secuestraron” a Burt, viendo, de paso, a Maw Maw y su grandeza en los momentos de lucidez. La verdad es que sopesándolo un poco creo que, aunque la serie sigue siendo sensacional y divertida, estos cambios en la dinámica de la serie no me termina de convencer.

Quiero decir, en las comedias familiares está claro que el nucleo familiar es lo fundamental y sobre los Chance se cimenta gran parte de la serie. Pero por otro lado creo que deberían tener un elenco fijo de secundarios que puedan sacarnos de vez en cuando de la dinámica de ‘Raising Hope’, evitando una eventual caída en la monotonía. En definitiva esta segunda temporada de ‘Raising Hope’ ha comenzado demostrando que no es flor de un día y que los Chance tienen todavía mucho que contar… y nosotros estaremos allí para presenciar la desternillante historia de esta familia.

En ¡Vaya Tele! | ‘Raising Hope’, la comedia revelación de la temporada

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

14 comentarios